Google-play App-store
Monterrey N.L.

¡Ay Jalisco no te rajes!

Minuto
Por CHAVA PORTILLO











El gobernador Enrique Alfaro además de caerme bien considero que es un bato muy cotorro echado pa delante que se ha ganado la simpatía de Juan ciudadano porque ha sido capaz de decirle unas cuantas verdades al intocable presidente López sin temor a que luego le cobre la factura, ya ven que el señor feudal es canela pero muy fina que no perdona y tampoco olvida.

Ayer por la noche las otrora famosas chivas rayadas de Guadalajara y sus directivos tuvieron la osadía de abrir las puertas del estadio que habían bautizado con el nombre de Omnilife, un año después como Estadio Guadalajara y remataron con el de Akron por la sencilla razón que el finadito Jorge Vergara ajonjolí de todos los moles, le iba cambiando nombre conforme abría o clausuraba empresas, al cabo para eso son los negocios, ¿o qué no?

Una verdadera rebambaraba causaron los de la majada con la idea de abrir al público las taquillas para que asistieran en vivo y a todo color los aficionados del chiverío y los odiados hijos de Emilio Azcárraga águilas del América.

Se armó una revolución que se verá reflejado en la continuación del pleito que agarraron el gobierno de Jalisco con el Federal y promete ponerse muy sabroso, porque precisamente cuando se le estaba agotando el parque a la pistola del escándalo del cocodrilo mayor, porque el general Cienfuegos ya está en su casa, Emilio Lozoya ya no dio para más, el avión ya se rifó, aunque no se rifó y la estafa maestra con Rosario Robles no acaba de capturar la atención de los mexicanos que estamos tan acostumbrados que nos den pan y circo.

El otro tema, que evidentemente NO agrada al señor de Macuspana, es precisamente la inundación en su tierra y si no se quiso apearse del helicóptero y mojarse los zapatos no es por el temor de enfermar, sino más bien que existía la certeza de que lo iban a recibir de mentada de madre para arriba, ya ve que para que la cuña apriete, debe ser del mismo palo.

Así es que un escándalo que le va a servir varios días  de tema en las mañaneras que se están tornando aburridas, será precisamente el por qué haber autorizado el gobernador Alfaro abrir el estadio cuando todavía estamos en color naranja tirándole a rojo carmesí.

Ya verán como el insoportable doctor López-Gatell seguirá la huella y darán a conocer cuántos contagiados que asistieron ya están intubados mientras otros ya pasaron a mejor vida luego de haber gritado gol al equipo de sus amores y la advertencia del cocodrilo y su entenado de que no abrieran las taquillas.

En resumen, era muy poca la ganancia y mayúsculo el riesgo, porque si no se enferma nadie, el presidente López les hará ver que todos traían la estampita y jaculatoria de San Pascual Bailón, el protector de los aficionados a las chivas y del partido morena.   MENUDENCIAS: Ayer también la SCJN Suprema Corte de Justicia de la Nación, les dijo a los diputados locales que estaban perdonados y podrán seguir con sus sueños de opio de hacer lo que les venga en gana, no los van a correr.

[email protected]


COMENTARIOS
comments powered by Disqus
https://assets.panycirco.com/editorial/minuto/ay-jalisco-no-te-rajes
© Copyright P.C. Publicaciones.

Suscríbete para recibir diariamente nuestro boletín informativo