Google-play App-store
Monterrey N.L.

Justicia con lentes

Minuto
Por CHAVA PORTILLO

 







Un principio inalienable que por antiguo no deja de ser auténtico, es el que tiempos pasados fueron mejores y cuando entramos al terreno de la justicia y su aplicación se acrecienta el surrealismo rayando en lo bizarro.

 

La nota de los periódicos ayer de que los dealers -gente que vende y entrega la droga- son liberados con gran facilidad en un porcentaje considerable se ha convertido en un cáncer social sin curación, mientras más canallas operan en libertad, más jueces corruptos se convierten en millonarios insaciables.

 

La aplicación de la justicia en la actualidad es una basura, si no, para muestra un bastón.  A la señora Rosario Robles la apañaron en cuestión de días y por una simpleza el juzgador consideró de urgente necesidad apañarla y darle fresco bote sin derecho a fianza por la sencilla premisa de que podía escapar del país, con todo y que ahora existe un adminículo que como brazalete electrónico hace imposible huir de las garras de la justicia.

 

Delincuentes de mayor peligrosidad con serios problemas para la sociedad y gobierno andan por la calle sin ser molestados como el caso de Ovidio, hijito de Joaquín Guzmán Loera el temible chapo, que les causó quedaran el peor de los ridículos mundialmente por el papanatas Alfonso Durazo Secretario de Seguridad de paso llevándose entre las patas al general secretario Luis Crescencio   Sandoval y al mismo presidente López Obrador.

Sin embargo, al chavo, le pelaron los dientes y con videograbaciones auténticas pudimos dar cuenta que después de entrar a su domicilio se le ofrecieron disculpas por haberlo molestado.

 

Ese triste episodio en cualquier otro momento y con otro gobierno corrupto como los que nos administraban y no el “honesto” de la cuarta transformación, no tan solo lo hubieran despedido, lo hubieran denostado y le abrirían una carpeta de investigación como la tontería de Durazo.     Recordé una máxima de Don Alfonso Martínez Domínguez que le colgaban el milagrito cuando sorprendían a un miembro de su gabinete robando, le decía: “te corro por pendejo, no por ratero”

 

Si en tiempos pasados existía la prepotencia, arrogancia y corrupción por parte de judiciales, fiscales, AMPS y jueces, la realidad es que se impartía con rapidez.  Hoy, aparte de todos los epítetos que se le cargaban al poder judicial, súmele la tardanza y una dosis mayor de complicidad entre los actores de este putrefacto organismo, con mayor displicencia y una cantidad gigantesca de triquiñuelas para joder al ciudadano.

 

Otro de los múltiples ejemplos de corrupción y que nada más mis enchiladas tienen queso entre los aplicadores del poder judicial es el que enseñaron en Torreón Coahuila con el escuincle asesino.  En dos por tres el hombre más poderoso y temido del gabinete “cocodriliano” Santiago Nieto directorde la UIF -Unidad de Inteligencia Financiera- ordenó detuvieran al abuelo del chamaco porque “evidentemente” se dedicaba al narcotráfico puesto que tenía una cantidad considerable de marmaja que seguramente NO había declarado para pagar impuestos.   Por consiguiente, se congelaban las cuentas, orden de aprehensión, recogía pasaporte y en menos de setenta y dos horas ya estaba: encarcelado, acusado, indiciado y muy probablemente considerado culpable y si existiera pena capital, ya estarás jabón de olor…derechito al patíbulo.    Bueno, hasta encontraron una conversación donde conversa con el niño asesino antes del evento.  ¿Usted creé semejante idiotez?

¿Delito?  Es lo de menos, no vigiló ni reprendió al güerco para que no tomara las armas con las que hizo su barbaridad.

Podríamos escribir días completos y utilizar kilómetros de papel, lo importante es que la justicia estaba mejor…cuando estábamos peor, verdad de dios.

[email protected]


COMENTARIOS
comments powered by Disqus
https://assets.panycirco.com/editorial/minuto/justicia-con-lentes
© Copyright P.C. Publicaciones.

Suscríbete para recibir diariamente nuestro boletín informativo